loading...

jueves, 14 de abril de 2016

EXTRAÑOS RELATOS DE CONTACTO


ENCUENTRO PERSONALES CON LO DESCONOCIDO
Por Roberto S. Contreras Esparza
Si hablar sobre el fenómeno OVNI es complicado lo es más cuando tratamos casos sobre encuentros con entidades ajenas al planeta. Hablar de contactismo, de abducciones se complica, ya que quienes afirman eso, por lo regular solo presentan como evidencia hechos moldeables a sus necesidades y que en ocasiones nos resultan muy difíciles de entender, de creer, mas aun cuando las pruebas que se aportan son ambiguas, personales, y que en ocasiones nos dejan más preguntas que respuestas. Algunos contactados, aseguran que sus encuentros son a nivel mental, en sueños o de tipo dimensional que ellos dicen pueden percibir Pero ¿qué sucede en su mente?, ¿por qué se comportan así? Ejemplo de ello, es el siguiente caso, en donde podemos ver característica de este llamativo comportamiento.

UNA EXPERIENCIA PERSONAL
El siguiente relato sucedió en el año de 1988, protagonizado por señora Sandra López, joven ama de casa, que tenía su domicilio en la Colonia Agrícola Oriental de la Delegación Iztacalco, en el Distrito Federal. Por seguridad personal y a petición de la protagonista, algunos datos fueron cambiados, pero no afectan ni alteraran la historia de su encuentro o como ella lo llamaría, su contacto. Sobre este incidente queremos comentar que conocíamos a la señora López desde hace tiempo y cuando teníamos oportunidad de hablar con ella o cuando nos buscaba para referirnos algunos eventos de su vivencia, nos podíamos dar cuenta perfectamente de que ella si creía todo lo que afirma.

TODO COMENZÓ CON UN ENCUENTRO EN LA CARRETERA
Según nuestra testigo, la historia de su caso comienza cuando al ir de noche por la carretera sufre un encuentro con una luz que distinguieron a lo lejos primeramente, luego poco a poco se fue acercando hasta que la tuvieron a unos 15 metros a un lado del coche en el que viajaban. La rara luz del tamaño de un balón aproximadamente, y de intenso brillo no hacia ruido o no lo escuchó, se dirigió hacia ellos y justo antes de llegar al auto se “desapareció”, o por lo menos eso pensaron en ese memento. El suceso del encuentro fue durante un viaje de Guadalajara a la Ciudad de México, en compañía de su esposo. Después de este inolvidable e inusual incidente que los asusto considerablemente, su viaje y su vida transcurrió de lo más normal, hasta que varios meses más tarde comenzó a vivir cosas y hechos que no podía explicarse. Pero dejemos que ella nos narre los pormenores de su impactante experiencia.

VEÍA COSAS QUE OTROS NO VEÍAN
“Desde niña me ocurrían cosas raras, que aparentemente solo yo notaba y algunas de las situaciones que ocurrían a mi alrededor, parecían darse a mi favor y esto aunque por momentos me intrigaba, con el tiempo me fui acostumbrando poco a poco. Más adelante cuando tenía 17 0 18 año de edad, comencé a tener sueños muy extraños, que no entendía y me asustaban. Por ejemplo, soñaba con cierta frecuencia que veía como bajaban naves extraterrestres, en otras ocasiones el aterrizaje ocurría muy cerca de mí. Estos sueño eran progresivos, ya que tiempo después veía claramente como bajan seres de las naves a los cuales no les distinguía la cara y así transcurrió por algún tiempo, hasta que por fin logre ver a uno de ellos”.

ESOS SERES ERAN MUY BELLOS COMO LOS ÁNGELES
“Extrañamente, yo comencé a recordar este tipo de sucesos con más claridad después del avistamiento que sufrimos en la carretera. Mis sueños eran repetitivos y cuando se lo contaba a alguien o pedía algún consejo, solo me decían que era sugestión provocada por leer o hablar de esos temas de ciencia ficción, pero por aquel entonces no sabía, ni me interesaban esta clase de asuntos ya que tenía otras cosas en que pensar. Recuerdo que cuando logre ver por primera vez a uno de los tripulantes de estas naves (en el sueño), me causo gran tranquilidad y el temor e incertidumbre que había en mí, se disipo. El ser era de pelo claro, alto, de facciones finas, muy bonito, como un ángel y aunque nunca me hablo, algo me dijo dentro de mi cerebro, que no tuviera miedo. También, recuerdo algo muy raro que me sucedió por aquellos días, cuando cierta noche desperté y vi una forma muy parecida a la que salen en películas y revistas, con enorme cabeza, ojos grandes y rasgados que estaba junto a mi cama, como si me estuviera observando. No podía moverme, pero cuando lo logre me incorpore rápidamente y prendí la luz, pero ya no había nada. Mi esposo se despertó en ese momento y me dijo que me durmiera, que solo se trataba de una de mis pesadillas, no me hizo caso, pero yo estoy segura de que no fue así. “Mi vida continúo “normalmente”, pero yo seguía teniendo esos sueños. Recuerdo, que me veía corriendo por grandes y luminosos pasillos, con habitaciones de colores y figuras geométricas y sentía que al encontrarme en esos lugares, no tenia miedo, tal parecía que conocía esos sitios. Hoy podría asegurar que, de alguna forma visite sus naves, o alguna de sus bases. A principio de los noventas, la manifestación de esos objetos voladores aumento considerablemente en México y con toda la información que comenzó a salir en televisión, radio y otros medios, me fui enterando un poco más del tema y supe que era lo que me sucedía.”

YO SABÍA CUANDO IBA APARECER UN OVNI
“Averigüe, que de alguna forma estaba en contacto e incluso por el año de 1988, me informaron que en un futuro su presencia sobre nosotros, en el cielo iba a ser más constante, un hecho que después fue comprobado ampliamente. Actualmente, he logrado ver algunas de estas naves y no solo en sueños e inclusive se cuando van a aparecer y cuando esto sucede llegan a mi mente imágenes y palabras que no entiendo, sin proponérmelo. Creo que me he convertido en un tipo de antena para ellos. He llegado a pensar, que muchas de las cosas que me suceden me son dictadas y ocasionadas por alguna inteligencia que no conozco, pero siento que me vigila y es muy probable que estén conmigo estas entidades superiores. Algunas personas a las que les he platicado y que hablan de metafísica o que practican el esoterismo e incluso a otros que me han dicho que son investigadores de OVNIs, han llegado a pensar que soy un tipo de elegida, pero no lo creo. Ya no sé ni que pensar, pues veo que esto ha afectado a mi familia y a quienes me rodean”.

TODO ESTA MUY DENTRO DE NOSOTROS
En las ultimas platicas, la señora Sandra nos comento que ella creía estar en contacto pero a nivel mental con cierto grupo de extraterrestres, como lo han pensado muchas otras personas en el mundo, ya que estos seres se lo habían dicho, también creía que había sido abducida debido a unas extrañas marcas que le aparecieron en el cuerpo, además del tiempo perdido que encontró en su vida. Igualmente, esta señora o “contactada” nos menciono, que el cerro del Ajusco era una base extraterrestre, conectada a túneles subterráneos que recorren toda la planicie de la Ciudad de México, saliendo a otros cerros que rodean a la gran metrópoli y a otras bases más ubicadas en lagos y montañas, que en el pasado eran sitios sagrados para nuestras antiguas culturas, además eso justificaría, la gran cantidad de avistamientos que ocurren ahí.

¿CÓMO ACTUAR ANTE ESTOS TESTIMONIOS?
Inquietante e interesante versión la que nos platico la señora Sandra López. Pero en estos temas, sabemos que como ella hay muchos casos similares dentro del fenómeno de los no identificados, hay muchas personas que no saben que les está pasando, y que por muy fantástica que sean las historias, ellos viven con la seguridad de que lo que les sucede es cierto, llegando a modificar su vida y de quienes conviven con ellos. Pero volviendo con nuestra protagonista, lo último que supimos de ella, era que había cambiado varias veces de domicilio, que esto le provocaba enormes problemas con su esposo e incluso estaba apenada por una futura ruptura. Nosotros, en los intentos que hicimos para ayudarla, no conseguimos resultados favorables porque su relación con esas entrañas entidades era muy personal. Finalmente, perdimos la ubicación de esta señora y no volvimos a saber de ella. Pero esperamos que donde quiera que se encuentre, este bien y haya obtenido ayuda o encontrado lo que buscaba.

No hay comentarios:

Publicar un comentario